Es la formula que ofrece más independencia y flexibilidad

Este tipo de alojamiento ofrece la elección del lugar y del tipo y permite por ejemplo beneficiarse del ambiente y del entretenimiento del centro de la ciudad. Conviene a estudiantes suficientemente autónomos y socialmente bien integrados.

La locación de un alojamiento se consigue o directamente con un particular o a través de profesionales, las inmobiliarias.

Si consigue un alquiler a través de una inmobiliaria, deberá pagar honorarios de un monto un poco inferior a un mes de alquiler. Los apartamentos se pueden alquilar vacíos o amoblados. Generalmente, será difícil, incluso imposible, conseguir una locación de este tipo antes de su llegada a Francia.

Al llegar, podrá beneficiarse en su búsqueda de una ayuda del servicio de alojamiento de su establecimiento o de los servicios de acogida de los estudiantes internacionales que existen en muchas ciudades universitarias.

Deberá generalmente firmar un contrato de alquiler de un periodo de un año. Sin embargo es posible abandonar el alojamiento antes del término del contrato, con la condición de notificarlo con tres meses de anterioridad para un departamento vacío y con un mes de anterioridad para un departamento amoblado.

La obligación de conseguir un fiador es generalmente problemática. En algunas ciudades o regiones, instituciones o autoridades locales implementaron dispositivos que reemplazan esta garantía.

Podrá encontrar anuncios clasificados de particulares en el servicio de alojamiento de su establecimiento, el servicio de acogida de los estudiantes internacionales de la ciudad o del CROUS.

El co-alquiler (collocation)

Esta formula ofrece una alternativa que se desarrolla cada vez más. El co-alquiler consiste en compartir un apartamento o una casa con otros estudiantes. Es generalmente más económico que un alquiler individual y puede facilitar la oportunidad de conocer a estudiantes franceses u otros estudiantes extranjeros.

Cada co-arrendador puede recibir un subsidio de alojamiento, a condición que su nombre aparezca en el contrato de alquiler.

Alquiler en el sector privado

Alquiler: los precios varian en función de la calidad del alojamiento, de su ubicación y de las prestaciones ofrecidas. En París, el promedio del alquiler mensual es de más o menos 20 euros por metro cuadrado como mínimo; generalmente es más barato en las otras ciudades.

  • Garantía : un mes de alquiler.
  • Fiador : fiador obligatorio, residente en el territorio francés.  Este tipo de locación exige la presentación de un fiador que garantiza el pago del alquiler. Los ingresos mensuales deben sumar tres veces el precio del alquiler. En ciertos casos (estudiantes becarios del gobierno francés, asalariados), el Estado puede prestar el monto de la garantía y ser fiador en garantía de los arriendos y gastos de comunidad del alojamiento.
  • Reserva a distancia : a condicion que se ponga de acuerdo con el propietario y que abone una suma para garantizar la reserva. Regularmente, es muy difícil y poco recomendado: existe el riesgo de perder el depósito de garantía en caso de retractación. 
  • Ayuda para el alojamiento estudiantil (ALE): posible si el alojamiento corresponde a las normas exigidas por la reglementación (por lo menos 9m2 de área).